Los errores del Grupo de Lima

Jueves, 10 Enero 2019 - 10:45am

Trujillo en Línea.- La última reunión del denominado Grupo de Lima mostró -una vez más- la actitud servil del gobierno peruano frente a la posición de Estados Unidos con relación a la situación de Venezuela. Actitud que incluso quedó descolocada cuando la propuesta peruana era de ruptura de relaciones. Posición que no fue respaldada por el resto de países. Estas decisiones de la cancillería peruana se alejan de la historia de nuestra política exterior, motivo por el cual un grupo de personalidades ha suscrito una carta en la cual hacen un llamado al ministerio de Relaciones Exteriores para que cumpla con la tendencia histórica de nuestro país en defensa de las autonomías nacionales.

La carta a continuación:

Frente a la próxima reunión del Grupo de Lima, las y los peruanos abajo firmantes nos dirigimos a la opinión pública nacional e internacional para expresar lo siguiente:

1.- La Política Exterior de nuestro país tuvo como una sus principales características, hasta hace unos años, el respeto al derecho internacional, a la soberanía de las naciones y a la autodeterminación de los pueblos. Ejemplos que definieron este carácter fueron la actitud digna y democrática del canciller Raúl Porras Barrenechea en la OEA cuando dicho organismo excluyó a la República de Cuba del sistema interamericano; la postura latinoamericanista y progresista del canciller Carlos García-Bedoya durante la lucha del pueblo de Nicaragua contra el somocismo; el apoyo solidario a la Argentina en la llamada guerra de Las Malvinas; y, asimismo, la activa presencia de nuestra cancillería en la paz en El Salvador y Centroamérica. En cada uno de estas actuaciones nuestra diplomacia apostó por salidas pacíficas, basadas en el diálogo entre todas las partes, y en el rechazo a cualquier intervención externa. Es por ello que entendemos que la mejor manera de defender y de promover la democracia en América Latina es, justamente, respetando el derecho internacional y evitando cualquier política basada en la injerencia externa y el chantaje.

2.- Somos conscientes de la necesidad de resolver, política y pacíficamente, la situación que hoy vive la República Bolivariana de Venezuela ya que, como toda crisis, recae principalmente sobre los hombros del mismo pueblo venezolano como lo comprueba la salida de más de tres millones de sus ciudadanos a otros países de la región, entre ellos el Perú. Sin embargo y en este contexto expresamos nuestro desacuerdo con una política que, dejando de lado la promoción del dialogo y de la paz, aplique medidas punitivas y contrarias al derecho internacional como son el bloqueo y las sanciones económicas.

3.- Por ello desaprobamos la propuesta de la Cancillería peruana que pretende llevar a la próxima reunión del Grupo de Lima de romper colectivamente relaciones diplomáticas con Venezuela. Esta propuesta, que olvida la tradición latinoamericanista y solidaria de nuestra diplomacia, solo agudiza el conflicto, alienta salidas belicistas y representa un alineamiento con la política exterior militarista orquestada por el gobierno del presidente Donald Trump.

4.- Hacemos un llamado a los gobiernos miembros del Grupo de Lima a que apoyen más bien la decisión del gobierno mexicano y su presidente, Manuel López Obrador, también integrante del Grupo de Lima, de no romper relaciones diplomáticas con Venezuela y buscar soluciones que no violen la soberanía de los países y alienten salidas pacíficas a esta situación permitiendo prontamente restablecer en Venezuela la estabilidad política, la recuperación económica y  la construcción de una democracia plural donde todas y todos se sientan realmente representados e incluidos.

5.- Finalmente afirmamos que la solución a la crisis actual venezolana solo será posible respetando el derecho internacional y la convivencia pacífica entre las naciones, rechazando toda intervención militar que bajo ningún pretexto puede justificarse. Llamamos a promover un diálogo de buena fe y de consecuencias prácticas para todas las partes involucradas, alejando el fantasma de una intervención externa, respetando los derechos humanos de todas y todos los venezolanos para así salvaguardar la paz en Venezuela y en toda la región sudamericana. Debemos seguir luchando para que América Latina continúe siendo una zona de paz.

Lima, 27 de diciembre de 2018

Alberto Adrianzén M.
Aída García Naranjo
José Cornejo
Eduardo Caceres V.
Hugo Cabieses Cubas
Rosa Guillen Velarde
Andrés Luna Vargas
Víctor Cárdenas
Luis Ramírez
Raúl Chirinos Ponce
Hugo Sánchez M.
Róger Nájar Kokally

Siguen firmas…

(Por Otra Mirada.pe)
 

loading...

Comentarios